Blogia
ESCENA VIVA MAGAZINE CULTURAL

WOODY ALLEN NOS DESNUDA A VICKY CRISTINA BARCELONA

WOODY ALLEN NOS DESNUDA A VICKY CRISTINA BARCELONA

ENTREVISTA: WOODY ALLEN, director de cine

"Woody Allen dirige a un trío explosivo en: "Vicky Cristina Barcelona"

Por: Scott Tobias
 
Es difícil medir el impacto que Woody Allen ha generado en la comedia y cultura norteamericana, ya que su aporte es enorme y aún continúa. Incluso dejando a un lado sus discos de comedia, sus escritos para The New Yorker y otras publicaciones, su banda de jazz y sus apariciones como actor en los trabajos de otros directores, todavía queda su filmografía como escritor, director y frecuentemente como estrella, alcanzando hasta más de 40 películas. Comenzando con Take The Money And Run en 1969 - o con What’s Up, Tiger Lily? en 1966, si es que cuenta - Allen ha sido el líder del ingenio judío newyorkino, y el cronista intuitivo persistente de las relaciones humanas. Ha recibido 21 asombrosas nominaciones al Oscar, y ganado tres, por escribir y dirigir Annie Hall (que además ganó Mejor Película) y por escribir Hannah And Her Sisters.
Otros éxitos resaltantes de su larga carrera incluyen: Bananas, Sleeper, Manhattan, The Purple Rose Of Cairo, Crimes And Misdemeanors, Husbands And Wives, Sweet And Lowdown, and Match Point.
 
Luego de décadas de estar identificado de manera muy cercana con Nueva York, Allen recientemente ha hecho una serie de películas en Europa. La última, Vicky Cristina Barcelona, es uno de sus esfuerzos más importantes en muchos años. Scarlett Johansson y Rebecca Hall interpretan a un par de amigas norteamericanas con ideas muy diferentes acerca del romance. Mientras están de vacaciones en Barcelona son hipnotizadas por un pintor (interpretado por Javier Bardem) quien las convence para pasar una romántica estadía, pero permanece obsesionado por su temperamental ex mujer Maria Elena (interpretada por Penélope Cruz).
 
Pregunta: ¿Cómo afecta Barcelona a esta historia de una manera que otra ciudad, como Roma o Madrid, no lo hubiesen hecho?
Woody Allen: No lo hace. Esta película podía haberse hecho en Madrid, en Roma, podía haberse rodado en Venecia o en París. Hay muchas ciudades donde no podría haberse filmado - lo que se necesita es una colorida, algo exótica, y cosmopolita ciudad que tenga una gran profundidad cultural y un enorme potencial visual. Hay muchas ciudades en Europa que tienen estas cualidades. Hubiese sido muy difícil de hacer en Londres porque es menos exótica, ligeramente menos sensitiva, aunque es una gran ciudad. Pero Barcelona es una de esas ciudades en las que se habría podido hacer, y ellos fueron los que me llamaron y me dijeron “¿usted haría una película en Barcelona si nosotros la financiamos?” Y yo dije “claro”. Pero si alguien me hubiese llamado desde Roma y me hubiese dicho “¿usted haría una película en Roma”? Yo fácilmente hubiese filmado la misma película en Roma. Ahora, cuando yo hablo de la misma película, yo no hubiese podido tener a Penélope y a Javier, y por supuesto estaría subestimando -estoy seguro que lo estoy- el enorme impacto de sus personalidades y lo mucho que ellos aportaron a la película. Probablemente no existan dos actores italianos o franceses comparables con ellos que entreguen lo que ellos entregaron. Entonces esa es la razón.
 
Pregunta: ¿Tuvo, Barcelona, la película de Whit Stillman, un impacto en usted? Ambos films, además de tener la misma ciudad como escenario, contrastan la idea del amor entre norteamericanos y europeos.
WA: No. No tuve interés en ese punto en relación con esa película. Yo la vi y la disfruté hace años cuando salió, pero no tuvo…. yo solamente estaba hurgando alrededor de una idea que pudiera hacer en Barcelona entre algunas notas que tenía en casa, ideas en restos de papel. Y se me ocurrió algo con dos chicas que están de vacaciones. Y entonces Penélope Cruz me llamó y me dijo que había escuchado que yo estaba haciendo un film en Barcelona y que a ella le gustaría participar en él. Después de que nos conocimos, yo comencé a pensar “¿cómo abro un espacio para Penélope?” “¿que me sugiere ella como personaje?” Y eso me llevó a su personaje. Y entonces la historia se convirtió en algo totalmente diferente.
 
Pregunta: ¿Esto suele ocurrir con frecuencia, en qué momento sabes a quién quieres en tu película y entonces empiezas a escribir en torno a ellos?
WA: Eso ya no sucede con mucha frecuencia. Años atrás, cuando yo aparecía en todas mis películas, yo siempre supe que iba a ser yo y Diane Keaton, o yo y Mia Farrow, o yo y alguien mas, y podía hacer eso. Pero recientemente, no ha habido nadie con quien yo trabaje constantemente. Ahora, Scarlett Johansson y yo hemos hecho varias películas, y eso ayuda a saber previamente que Scarlett va a ser la chica, o quien sea que pueda ser. Eso ayuda a conocer qué actor o actriz actuará el papel, porque puedes evitar los defectos que ellos tienen en su rango de actuación, y puedes explotar sus fortalezas.
 
Pregunta: Hay una escena realmente importante en la película donde Javier Bardem le hace proposiciones a Rebecca Hall y Scarlett Johansson y las convence de viajar con él. ¿Podría alguien más, además de Bardem haberla hecho?
WA: Eso era lo que había pensando antes. Probablemente no haya muchos que puedan. Hay algunos que pudieran, pero realmente debe tener ese tipo de personalidad envolvente, complicada y carismática para no caer como un torpe y que la mujer se vea atraída por su propuesta y realmente se sienta interesada. Si yo no tuviera a Javier para hacer este papel, y estuviera haciendo esta película en España, no sé si hubiese podido conseguir a alguien. Realmente no lo sé, porque no estoy familiarizado con el cine español, entonces no sé si hay otro que sepa suficientemente inglés y que además tenga ese tipo de complejidad que requiere el personaje.
 
Pregunta: Esta es una película romántica, ¿pero sería justo que a la larga se identificara como pesimista acerca del amor? Una mujer desea estabilidad y la otra pasión, pero ambas parecen atravesar diferentes tipos de problemas.
WA: Yo diría que es un film un poco triste. En apariencia cuando lo ves, no es triste, y entonces mientras lo ves, estás viendo una bella ciudad y escuchando una música maravillosa, y viendo a estas hermosas mujeres y a este hombre encantador. Entonces, confiamos en que disfrutarás, y habrá algunas risas en algunos momentos que te interesen.
Pero cuando termine, y saques cuenta, encontrarás que Javier y Penélope no pueden vivir juntos pero tampoco pueden vivir el uno sin el otro, entonces ellos están torturados. Y Scarlett Johansson sabe lo que no quiere, pero no sabe lo que quiere y probablemente nunca lo sabrá. Y ella va por la vida involucrándose en  relaciones no importa como sean y piensa “esta es una que me dará esa sensación de realización”. Y después con el tiempo se vuelve pesado, por su inconformidad, la ansiedad en su ser se la atribuye a cada relación tarde o temprano, cree que es por culpa de la relación cuando en realidad es por un defecto de ella. Y ella nunca encontrará exactamente que es lo que está buscando. A Rebecca Hall le pudo haber encantado tener algún tipo de relación exótica con este señor (Bardem) pero al final ella está muy asustada y no es su tipo, y maneja la situación torpemente. Su matrimonio quizás sea una versión del matrimonio de Patricia Clarkson y su marido. Quizás no idéntico, pero su esposo quizás, con los años, se convierta en ese tipo de hombre que juega golf y compra un bote; ellos serán estables, un matrimonio funcional que no es el peor del mundo, pero que nunca alcanzará ninguna gran cumbre. Así que, yo siento que es una muy pesimista película, y triste.
 
Pregunta: ¿Entonces el arreglo romántico entre Bardem, Johansson y Cruz es lo menos convencional en la película, y además hasta ahora lo más exitoso. Podría una relación como esa nunca terminar, o es sólo un balance químico temporal que se disolverá eventualmente?
WA: No creo que esas relaciones duren. Lo que es excitante sobre ellas es la inestabilidad. Esto es lo que Penélope le dice a Javier en la película, “A ti te gustan mis cambios de humor, mis inconsistencias”. Lo que es atractivo para él es que ella es impredecible y capaz de tener una enorme visión artística y una enorme sexualidad, pero además capaz de otras pasiones con las que es realmente imposible vivir, y la química entre ellos nunca va a funcionar. Y él siempre sentirá que ella es la mujer más grandiosa que haya conocido jamás cuando estaba cuerda, pero ella raramente está cuerda. Y ella siempre se sentirá enormemente atraída por él, por su carismática personalidad, pero ella es tan volátil, demasiado loca para que funcione, y eso es triste.       
 
Pregunta: Tal como mencionaste antes, ocasionalmente tienes actrices como Scarlett Johansson o Diane Keaton que repetidamente aparecen en tus películas, pero por otra parte tus elencos rotan constantemente, y siempre estás trabajando con gente nueva. ¿Es difícil predecir como va a funcionar la química?    
WA: Algunas veces eso me sorprende. Usualmente tengo gente que se que es buena. Cuando estaba contratando a Javier, no lo había visto en la película de los hermanos Coen (No Country For Old Men), porque no había salido todavía cuando hice esta película. Pero lo había visto en películas españolas, y sabía que era maravilloso. Y había visto a Penélope en las películas de Pedro Almodóvar, y sabía que era maravillosa. Y Scarlett, yo era su fan. Entonces no fue sorpresa para mí que estas personas pudieran trabajar tan bien juntas, pero algunas veces te llevas alguna sorpresa, y usualmente no son sorpresas placenteras. Normalmente, contratas gente que piensas que es buena, y lo son, pero has mezclado los ingredientes equivocados, y dices: “Caramba, este tipo fue excelente en todas sus otras películas. ¿Qué pasó aquí?” O una mujer que es maravillosa, y no funciona justo para ti.       
 
Pregunta: ¿Qué haces cuando las cosas no funcionan como lo esperabas?
WA: Bueno si es insalvable, despido a la persona, porque hay gente que está invirtiendo millones de dólares, y no quiero que la cosa sea un desastre. Pero siempre intentas todo antes de llegar a ese punto. Esa es la última alternativa, y finalmente te resignas ante el hecho de que no obtendrás el 100 por ciento de los guiones que has escrito: “Esta persona me dará el 60 por ciento, y aún así será una película decente y digna de ver, pero no voy a obtener una química electrificante”. Pero si no es así, sí es: “Oh Dios, esto es brutal. No estoy obteniendo nada, esto es vergonzoso, entonces tiro la toalla”.  
 
Pregunta: Usualmente se dice que los directores hacen tres películas diferentes: una cuando escriben, una cuando ruedan y otra cuando editan. ¿Tú sientes que esto es verdad o tienes tantos conocimientos de producción que generalmente terminan siendo lo que pensaste al principio?  
WA: La película es usualmente, para mí, algo orgánico que crece todo el tiempo. Me siento en mi casa y la escribo, y estoy en un lugar aislado, un ambiente de cuatro paredes, y no se lo que sucede. Yo solo la escribo, y va apareciendo en mi cabeza de una manera idealizada donde cada momento funciona. Y cada pequeña cosa es perfecta, porque está en mi cabeza.
Luego sales y comienzas a hacer la pre-producción, y te das cuenta que no vas a conseguir a Javier Bardem o Brad Pitt o a quien quieras. Entonces tendrás que conseguir a alguien más, y no vas a estar preparado para realizar esa escena, porque ellos la presupuestaron en un millón de dólares, y no vas a poder conseguir esa locación porque no le permiten a nadie rodar allí, y encuentras con el tiempo que en realidad estás listo para rodar con la cámara, has hecho 50 compromisos en tu guión original. Y luego ruedas el guión y oyes a los actores diciendo los diálogos, y comienzas a cambiarlos porque no suenan bien, y piensas nuevas bromas que son bastante buenas, y las cosas están cambiando todo el tiempo mientras estás haciéndolas.
Luego cuando editas, estás constantemente sacando material inútil y botándolo, y buscando formas inteligentes de encontrar el mejor material con lo siguiente mejor del material y entonces ellos no noten que has sacado dos conversaciones o seis conversaciones o algo. Esta es la dinámica y las cosas simplemente crecen, y para cuando todo termina, esto ha madurado en una buena forma y logras algo atractivo para ver o te enterraste a ti mismo.     
 
Pregunta: Has dicho en el pasado que cuando el proceso completo termina, has acabado con la película. No miras atrás. ¿Eso es correcto?
WA: Una vez que la película está terminada, no hay mucho que buscar. Cuando la cosa está editada, mezclada, corregida de color, y has terminado… en mi caso, nunca leo nada sobre eso, nunca pienso sobre eso. Vicky Cristina Barcelona no se ha estrenado, y ya terminé de rodar y editar una película con Larry David, Evan Rachel Wood, y Patricia Clarkson, y ahora estoy trabajando en otra película. Entonces yo solo continúo y no miro atrás. Trabajo muy duro en la película cuando la estoy haciendo, pero una vez que está terminada, se termina para mí. Entonces la película Take The Money And Run, que fue la primera que hice, la terminé, hice lo mejor que pude, y no he visto ni un solo cuadro en cerca de 35 años. La hice en 1965, y nunca he visto un cuadro desde que la terminé, y ese fue el final de eso. Esa es la manera como funciono. No hay razón para mirar atrás, porque no hay nada que puedas hacer para mejorar la película. Solo puedes desesperarte y desear haber hecho las cosas mejor. Entonces solo la termino y sigo, y como yo digo, estoy dos películas adelantado a la que va a salir ahora.   
 
Pregunta: Entonces, ¿no sería un placer verlas, como un album viejo de fotos, sólo para ver donde estabas en un momento particular?
WA: Es un placer que me niego, porque luego caigo en la nostalgia, y no creo que eso sea bueno para mí. Yo no quiero rememorar mucho, mis paredes no tienen fotos mías y de los actores con los que estuve, ni nada de esas cosas. Si fueras a mi casa en Nueva York, no sabrías que estoy en el negocio del cine. Luce como una casa regular, como la casa de un abogado o algo por el estilo, y trato de mantener esa disciplina, y solo trabajar. Hay muchas trampas en las que se puede caer, y mirar atrás en tu propio trabajo es definitivamente una de ellas. 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres